El blog de Tere Guerrero

Hechos 4:20 "porque no podemos dejar de decir lo que hemos visto y oído."

Blog y verso

El blog de Tere

Hechos 4:20 "Porque no podemos dejar
de decir lo que hemos visto y oído".

Blog y verso

El blog de Tere

Hechos 4:20 "Porque no podemos dejar
de decir lo que hemos visto y oído".
Devocionales

Una Navidad diferente

Una navidad diferente

Definitivamente esta Navidad será sin precedentes para todos nosotros debido al recrudecimiento de la pandemia de Covid-19. Este año ha sido muy diferente, pues todo lo que planeamos durante el mismo, salió de manera distinta a lo programado.

Hay frustración porque no podemos ver a nuestros familiares y amigos; no habrá cena, ni celebración, ni visitas, ni abrazos; nuestra economía está dañada y por lo tanto quizás no daremos ni recibiremos regalos.

 Hoy te invito a que veamos desde otra perspectiva la navidad. Cada año hemos usurpado el papel del protagonista que solo le corresponde a Jesucristo. Nuestra preocupación es hacer una cena elegante, vestir ropa nueva, hacer reparaciones a la casa que sean vistas por nuestros invitados etc. Sin darnos cuenta nos hemos puesto el rol de festejadas y sentimos que merecemos toda la atención en esta celebración.  

La realidad es que no somos las festejadas. Jesucristo es el del cumpleaños y ya han sido muchos años en que lo hemos desplazado de nuestras vidas y de su “festejo”. Él se queda mirando como nos regalamos obsequios y nos abrazamos unos a otros, sin prestarle la mínima atención al legítimo “cumpleañero”.

En esta navidad “covidiana”, analicemos nuestras conciencias, nuestras acciones y en general nuestras vidas, para que dejemos la frustración de lado y pongamos en el lugar correspondiente a Jesús. Somos exhortadas a hacerlo ya que no somos protagonistas, ni las festejadas y muchos menos tenemos la capacidad de dar ningún regalo que transforme vidas.

Dice la Biblia en

Mateo 1:23

“He aquí que la virgen concebirá y dará a luz un hijo. Y llamarás su nombre Emanuel, que traducido es Dios con nosotros”.

Además de que la navidad se trata de Él, en su inmenso amor y misericordia, Él es también nuestro mejor regalo. Si tú nunca has dimensionado que fue encarnado en ese bebé hace más de 2,000 años, Dios habitó entre nosotros, nuestro Emanuel.  “Dios con nosotros”. Te invito a que no esperes nada para ti en esta navidad, sino que pienses como puedes agradecer y dar gloria a quien la merece, nuestro hermoso Salvador.

Oración

Dios perdóname por celebrar cada navidad a mi manera, de forma egoísta, dejando de lado el motivo de la celebración. Permíteme agradarte, y a nuestro bendito Señor Jesucristo, quien es nuestro regalo de salvación, así como Él único que merece toda la gloria, honra y honor. Amén

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *